Young Marketing: Otro modelo de economía colaborativa

young marketing

Young Marketing: Otro modelo de economía colaborativa

Aunque todavía haya personas que les cueste entender el concepto, la economía colaborativa es una realidad inmediata en nuestra sociedad, ya no hablamos de ella como novedad sino de presente inmediato y futuro.

 

Empresas como Uber, Blablacar o Airbnb marcaron el inicio de algo, se acercaron a las demandas de la sociedad y abrieron un nuevo nicho de mercado, buscando al mismo tiempo las relaciones humanas y la calidad profesional. Y a día de hoy la economía colaborativa va todavía más allá.

Aunque los peores detractores aseguren que a este tipo de empresas les falta regulación y normativa, lo cierto es que en los últimos años se han asentado gracias a los millones de personas que los consumen, y al mismo tiempo se han creado un gran número de negocios cuya visión, misión y objetivos es compartir.

Nos encontramos con una generación de emprendedores que se han dado cuenta que el modelo de negocio ha cambiado. Estamos asistiendo a una evolución que cambia radicalmente las estructuras empresariales a las que estábamos acostumbrados, una evolución positiva que trae no solo a nuevos clientes sino a nuevos inversores y nuevos ambientes de trabajo.

Dentro de esta evolución tecnológica y de ideas se ha formado el young marketing, una nueva economía basada en el conocimiento y cocreación, enfocada sobretodo en el estudio e implementación de nuevas formas de conectar y comunicar a los jóvenes con sus marcas.

El young marketing se basa en la innovación y, aunque suene algo muy lejano o una experiencia que solo los expertos pueden alcanzar, lo cierto es que es algo que está al alcance de la mano. Como aseguran en youngmarketing.co, «el ápice del pensamiento del emprendedor y el innovador contemporáneo es el gran poder de creer en sus ideas». Y tienen razón, solamente hay que creer, hay muchas opciones para desarrollar esas ideas, imagina un «todo vale» pero bien enfocado y organizado…

Dentro de este sector de economía colaborativa podemos encontrar todo tipo de comunidades, ya sean turísticas, de medio ambiente, en la moda y hasta en educación.Hoy nos vamos a centrar en tres mercados de young marketing, es decir en comunidades nuevas que han cambiado la forma de entender este modelo de negocio.

young marketing

CronoShare

Esta plataforma española une a personas sin disponibilidad con personas que sí tienen tiempo para realizar tareas del hogar. La idea pretende dar tiempo a quién lo necesita y trabajo a quién lo busca. Las ofertas no tienen límites, desde limpieza, pequeñas obras y arreglos en casa, hasta clases de inglés o paseos de ancianos o mascotas.

El gran objetivo de este nuevo modelo de negocio es «crear confianzas», de ahí que forme parte de nuestra lista y se puede decir que lo han logrado: a través de diferentes algoritmos -algo que parece poco humano- han puesto en común a muchas personas con necesidades diferentes. La plataforma, a pesar de su juventud, ya alcanza los 12.000 usuarios y sin duda ha creado un marco empresarial hasta ahora desconocido.

Camp In My Garden

Esta iniciativa es una de las más nuevas dentro de la economía colaborativa y ya se ha expandido a nivel mundial, aunque en su página bromean que todavía no están instalados en la Antártida. Como se lee en inglés, la idea es acampar en el jardín de alguien mientras se está viajando. Los usuarios ofrecen sus jardines privados, en su gran mayoría se trata de propiedades extensas, en áreas rurales alejadas de la ciudad, para que los viajeros tengan una experiencia aventurera al aire libre.

Aproximadamente la mitad de los campings se encuentran en el Reino Unido y Europa continental. En España está cogiendo fuerza en zonas costeras, sobretodo en Andalucía.

Bonappetour

Se nota que los programas de cocina tipomasterchef se han puesto de moda, tanto que hasta puedes sacarte un dinero extra si se te dan bien los fogones. La nueva plataforma de viajes se ha centrado en la gastronomía: con Bonappetour no solo podrás disfrutar de un país haciendo turismo, sino que los propios lugareños cocinarán para ti los platos típicos. Con este nuevo modelo para conectar a la gente se pueden encontrar anfitriones y comensales. Los primeros son personas con experiencia en la cocina, no necesariamente profesionales, que ofrecen sus cocinas y comedores a personas que quieren experimentar comida casera de primera mano. Los segundos sólo deben escoger el lugar dónde quieren comer, una fecha y hacer las reservas vía PayPal o tarjeta de crédito.

Como hemos visto, las opciones de crear nuevos negocios son tantas como ideas tengas, el young marketing solo da forma a esas ideas, una nueva forma de entendimiento del futuro y las conexiones entre las personas.

En portada: imagen de la película El libro de la selva.

_linea_gris

young marketingBeatriz de la Rosa

Madrileña, periodista, locutora y dobladora. Comenzó en el periódico universitario, ​se ha formado en ​E​uropa ​P​ress​ y escribe para Actuall.com​. Está ​comprometida con la vida y cree que la creatividad es la inteligencia divirtiéndose.

No Comments

Post A Comment